Domingo 25 de Septiembre de 2022

Hoy es Domingo 25 de Septiembre de 2022 y son las 04:22 - ALERTA URBANA ...DE LUNES A VIERNES DE 09 A 13 POR FM GUALAMBA 93.7 MHZ.- LO QUE TENES QUE SABER ESTA EN ALERTA URBANA

  • 10.9º

ACTUALIDAD

19 de febrero de 2022

El episodio de sequía extrema de 2019-2021 en la Cuenca del Plata

Una veintena de profesionales de todo el mundo elaboraron un informe conjunto sobre el episodio de sequía extrema que afecta a la Cuenca del Plata desde 2019 a la fecha y que se evidencia con todos sus efectos negativos en la región Nea de la Argentina. El escrito, de casi 50 páginas, analiza el evento, sus causas e impactos en múltiples sectores.

“Una fuerte sequía afecta a la Cuenca del Plata desde 2019. El informe El episodio de sequía extrema de 2019-2021 en la Cuenca del Plata es una revisión de los antecedentes climatológicos, evolución, causas, características e impactos en los sistemas naturales y humanos de este evento”, establece el escrito que Agencia FOCO comparte.

Estas son las principales conclusiones y al final de la nota se adjunta link con el informe completo: La Cuenca del Plata sufre una sequía larga y devastadora. Para estudiar el evento y sus impactos en profundidad, expertos de Argentina, Brasil, Italia, Luxemburgo, Paraguay y Suiza unieron esfuerzos para publicar el reporte “El episodio de sequía extrema de 2019 – 2021 en la Cuenca del Plata”, con el fin de aportar una mirada científica a la situación.

En este estudio se adaptó una metodología originalmente desarrollada por el Observatorio Global de Sequía de la Comisión Europea para comparar eventos secos en distintas partes del mundo. En base a este método, la actual sequía se puede calificar como uno de los cinco principales eventos secos en el sudeste de Sudamérica, desde la década de 1950.

 Impactos considerables

Debido a su prolongada duración y severidad, la sequía de 2019-2021 ha tenido impactos considerables sobre ecosistemas, economías y poblaciones de la Cuenca: dificultades en el suministro de agua potable a poblaciones sobre la margen del Río Paraná, mayor cantidad de incendios forestales, pérdidas en pesquerías artesanales, reducción de rendimientos agrícolas, dificultades considerables en  el transporte fluvial en los ríos Paraguay y Paraná, y reducción en la generación de energía hidroeléctrica.

Este reporte fue coordinado por el Centro Común de Investigación de la Comisión Europea en colaboración con el Sistema de Información sobre Sequías para el sur de Sudamérica (SISSA) – un proyecto del Centro Regional del Clima para el sur de América del Sur -, el Centro Nacional de Monitoramento e Alertas de Desastres Naturais (CEMADEN) de Brasil y la Organización Meteorológica Mundial (OMM).

Una sequía extrema y persistente que comenzó en 2019 todavía hoy sigue afectando a la Cuenca del Plata, la segunda cuenca hidrográfica más grande de Sudamérica y la quinta del mundo. En el presente informe se ofrece una visión general del episodio, su contexto climatológico, su evolución espaciotemporal, sus causas y características y sus impactos en los sistemas naturales y humanos.

La sequía de 2019-2021 comenzó con precipitaciones inferiores a las normales en la parte superior de la cuenca a mediados de 2019 y, debido a su persistencia, se ha propagado a través del ciclo hidrológico afectando a la humedad del suelo, los caudales, las aguas subterráneas y la vegetación. En las cuencas altas de los ríos Paraguay y Paraná, en la zona centro-sur de Brasil, iniciaron a aparecer condiciones de sequía severas, extremas y excepcionales.

A finales de 2019, la sequía ya afectaba a los estados brasileños de Mato Grosso, Goias, São Paulo y Paraná, así como a Paraguay y al centro de Argentina. Esta situación continuó a lo largo de 2020 y alcanzó su mayor extensión espacial a finales de ese año, cuando también la zona norte y las pampas de la zona centro-este de Argentina sufrieron una sequía generalizada. El episodio de sequía de la Cuenca del Plata de 2019-2021, que todavía continúa, se encuentra ya entre los cinco peores episodios registrados en el Sudeste de Sudamérica desde la década de 1950. La mayoría de los parámetros incluidos en la clasificación actual (severidad, intensidad y pico) sitúan la sequía en curso por detrás del episodio de 1968-1971 debido a su menor duración

 

La Niña que afecta
En la mayoría de las zonas de la Cuenca del Plata, La Niña suele ir acompañada de sequías, lo que provoca impactos especialmente negativos en el sur de Brasil, el nordeste de Argentina, Paraguay y Uruguay. Las recientes observaciones y previsiones estacionales apuntan a que el fenómeno de La Niña podría volver a producirse desde octubre-noviembre de 2021 y durar hasta la primavera de 2022, con lo que se retrasaría el retorno de la Cuenca del Plata a sus condiciones normales, en particular los caudales fluviales. Esto coincide con la mayoría de las previsiones de precipitaciones estacionales de los conjuntos de modelos globales, que indican un escenario de déficit de precipitaciones en la parte media y baja de la Cuenca del Plata.

Según los impactos notificados y atribuidos a este episodio, muchos sectores, como la agricultura, la navegación fluvial, la producción de energía, el suministro de agua y varios ecosistemas, se han visto afectados por la sequía actual. Sin embargo, solo será posible llevar a cabo la estimación de los daños totales y la caracterización de todos los sectores afectados una vez que haya finalizado el episodio.

La Cuenca del Plata se ha visto afectada por varios años de sequía desde mediados de 2019. La falta de precipitaciones, principalmente en la parte superior de la cuenca, ha provocado un descenso considerable del caudal de los ríos Paraguay y Paraná.

Debido a su larga duración y severidad, esta sequía ya ha provocado numerosos impactos en varios sectores socioeconómicos y ha causado graves efectos en los ecosistemas, como interrupciones del suministro de agua, incendios forestales, reducción del rendimiento agrícola, disminución del transporte fluvial en los ríos Paraguay y Paraná y una reducción considerable de la producción de energía hidroeléctrica. Graves son los efectos regionales para los ecosistemas y la biodiversidad, especialmente agudos en el Pantanal, uno de los mayores humedales de América.

En cuanto a las perspectivas de precipitación, la mayoría de los sistemas globales de predicción prevén un escenario de déficit de precipitaciones para el período de octubre a diciembre de 2021 en el curso medio y bajo de la cuenca del Paraná, que comprende el sur de Brasil, Uruguay, el nordeste de Argentina y el este de Paraguay en las zonas situadas aguas arriba de la cuenca del Paraná. Debido a la escasísima humedad del suelo (a consecuencia de la actual temporada seca y de que la pluviosidad durante la temporada de lluvias es inferior a la media en los últimos años), las precipitaciones tardarán un tiempo en contribuir de forma significativa al caudal fluvial y al almacenamiento de los embalses.

Además, es muy probable que el fenómeno de La Niña tenga consecuencias negativas para las precipitaciones en los tramos medios y bajos del Paraná durante los últimos meses de 2021. Por tanto, la hipótesis más probable para el período de octubre a diciembre de 2021 es que persista la situación de sequía, tanto desde el punto de vista de las precipitaciones como desde el punto de vista hidrológico.

 


📻Seguinos de lunes a viernes de 9 a 13 hs por FM GUALAMBA 93.7 MHZ y a través de la página web
www.fmgualamba.com.ar 

🗣(Compartí con nosotros tus comentarios, denuncias, fotos y videos al WhatsApp 3624100411 / Fijo 362 457-3782

Seguinos y enterate de toda la actualidad en www.alertaurbana.com.ar



COMPARTIR:

Comentarios